“Eso me dio qué pensar. Se puede ser bueno y fallar. Se puede encajar un gol, o pararlo, y no por ello dejar de ser un gran profesional. A veces, es cuestión de suerte. No siempre que te esmeres lograrás tus objetivos. Pero, si permaneces en pie, entonces saldrás victorioso”.

Arrebol.


MIS LIBROS


ÚLTIMAS ENTRADAS


SIGUE MI BLOG

Recibe nuevo contenido directamente en tu bandeja de entrada.